La complicada vida de Irina - Historia de una página



Si hay algo que logra distraerme mientras estoy concentrada, dibujando, son las miradas que recibo de la gente. Pero esta vez es diferente, es algo casi tangible, palpable, se siente como si alguien rastrillara sus dedos por mi cuello y me dijera: mírame.

Levanto la vista del boceto a lápiz que estoy casi terminando, y me encuentro con un par de ojos color azul celeste observándome desde la otra banca en el parque.

Está sentado con sus piernas cruzadas, sosteniendo una cámara en la mano, jugando con el cigarrillo que tiene en su boca.

Me sonríe tentativamente cuando conecta con mis ojos. Tiene hoyuelos. Corrección: un hoyuelo, y se forma cuando eleva la comisura de sus labios.

Dejo que mis ojos lo aprecien por unos segundos más, y luego regreso a mi dibujo.

Mis dedos se sienten congelados, entumecidos, y me encuentro de nuevo levantando la vista para ver si el chico continúa viéndome.

Pero no. Él ahora mira hacia su cámara, acariciando los bordes e inspeccionando la correcta posición del lente. Y como si fuera atraído por mi mirada, alza la vista y me ve observarlo.

Rápidamente quito mis ojos de su figura, regresando a mi dibujo. Un rubor empieza a formarse en mis mejillas mientras intento sombrear el rostro que llevo dibujando durante semanas.

Mi hermana me convenció de participar en este concurso de dibujo, pero verdaderamente sólo lo hago cuando estoy inspirada, no al contrario. Estos últimos días me encontré levantándome temprano, tomando café como una posesa, y sentándome por horas en el parque que divide mi calle con la calle en la que vive mi hermana y su marido. Todo para inspirarme y recibir alguna idea brillante que me hiciera no avergonzarme enfrente de tanta gente que participará en el concurso. No es hasta hace unas horas cuando finalmente tengo la motivación necesaria para llenar mi libreta de bocetos. Aunque es inútil, mi curiosidad por este chico llama mi atención a tal grado que me obliga a detener mi lápiz y a querer verlo de nuevo.

Siento que me mira, lo sé porque mi cuello empieza a quemar y a mis labios los recorre un hormigueo incesante. Es como si pudiera tocarme con la vista... No, es más que eso, no me toca con la vista, me quema.

Resisto la tentación de verlo otra vez. Sigo con mi dibujo... o al menos lo intento.

Soy consciente del peso de su mirada sobre mí todo el tiempo; mi corazón late un poco más rápido, pero no vuelvo a despegar mis ojos de mi hoja de papel.

Pasan unos segundos en donde me siento más tranquila y el fuego urgente deja de calentar mi rostro; vuelvo a concentrarme en mi dibujo. Pero ese pedazo de felicidad se esfuma en el aire mientras noto un movimiento por el rabillo de mi ojo.

—Hola —dice una voz masculina a mi lado.

Me asusto momentáneamente y presiono tan fuerte el lápiz, que le abro un hoyo a la hoja justo mientras remarco las líneas de arruga en la frente de la persona que estoy dibujando.

Giro mi cabeza cautelosamente, y veo al chico hermoso que miraba con descaro hace unos segundos atrás. Está sentado a mi lado, esta vez con la correa de su cámara echada al hombro, sin el cigarrillo pero siempre dejando un leve olor a humo que permanece en su ropa y en sus dedos.

Desde tan cerca puedo notar mejor sus labios, el inferior es más carnoso que el superior, y tiene una diminuta e imperceptible cicatriz en su ceja izquierda.

—Creo que a ella no le queda bien el tercer ojo —dice viendo mi dibujo. Inclina su cabeza hacia mi libreta y luego me sonríe de lado.

Parpadeo unas cuantas veces antes de seguir la dirección de su mirada y veo cómo al rostro de la chica que dibujé está siendo atravesado por mi lápiz, haciendo que parezca que tiene un tercer ojo en la frente.

—Sí, bueno, lo tengo todo fríamente calculado. Esto era parte del diseño —le respondo, tratando de no ponerme en ridículo con él.

Escucho su suave risa, y varias terminaciones de mi cuerpo comienzan a tener un mini infarto.

—Dibujas muy bien. No te había visto antes por aquí, ¿siempre vienes a esta hora?

—¿A las seis de la mañana? No, nunca. Por lo general estaría durmiendo o viendo algún episodio repetido de Friends.

Él sonríe ante mi sinceridad.

Es extraño que no me sienta cohibida con su presencia. Hay algo en su forma de ser que me atrae, que se me hace familiar y reconfortante.

—Y yo estaría probablemente escuchando los ronquidos de mi compañero de cuarto. Oh, por cierto, mi nombre es Lucas. Noté que no podías dejar de verme y quise venir a que me apreciaras mejor desde esta distancia.

El calor crepita en mis mejillas y trato fuertemente de no ruborizarme, pero no sirve de nada, me pongo más roja que la luz de un semáforo.

—Yo... yo no te estaba viendo. Eras tú quien no podía dejar de verme a mí.

Paso mi mano debajo de mi nariz porque por lo general me suda el labio superior siempre que me pongo nerviosa.

—Cierto, lo admito: te estaba viendo totalmente embobado. Es que estabas tan concentrada y quería saber qué era lo que estabas haciendo. Tomé un par de fotos... Digo, no soy ningún acosador ni nada, yo solo...

—Está bien —sonrío tentativamente, sorprendiéndome con su confesión, pero más por mi respuesta inusual. ¿Está bien que me fotografíe?—. ¿Puedo verlas?

—Claro —dice encogiéndose de hombros y encendiendo su complicada cámara Nikkon.

La primera imagen que veo es de mi rostro, en un acercamiento que en otros tiempos me aterrorizaría, pero me veo bastante bien. Bien para tener tantos lunares como cráteres tiene la luna; y un rizado cabello rubio que metí en un apresurado moño esta mañana.

—Es hermoso —murmuro acercándome más hacia él para ver mejor la cámara.

Pasa la imagen y me muestra una pose a distancia. Las líneas de mi rostro comprueban lo concentrada que estaba mientras dibujaba, incluso puedo ver a mi lengua asomándose a través de mis labios fruncidos.

La siguiente fotografía es un plano directo de mis piernas.

Frunzo el ceño y arrastro mis ojos hacia el chico de mirada azul glaciar.

—¿Esas son mis piernas? —trato de no reír ante ello. Estoy usando shorts con estampado de la cara de Hello Kitty, y un suéter de lana de color gris haciendo juego con mis botas de tela del mismo tono.

—Lo siento por esa, pero tengo que admitirlo: tienes unas hermosas piernas. Las piernas son mi debilidad —admite. Sus ojos de hielo me miran, sintiéndose apenados.

Al instante comienzo a ruborizarme por completo. Mi cara se siente caliente y ardiendo.

—No es un cumplido que escuche todos los días —murmuro casi sin aliento. Tengo que obligarme a repetir mentalmente que él sólo es un chico. Un chico al que no conozco y que probablemente no volveré a ver.

—Pues alguien debería decírtelo al menos cinco veces al día, es bueno para el ego. Por cierto, cambiando de tema, aún no me has dicho tu nombre.

Arrugo un poco la nariz. Por lo general nunca tengo demasiada confianza con gente extraña; aunque en grandes rasgos no tengo confianza con nadie. Punto.

—Me llamo Gianna —respondo con cierta reticencia—, pero mis amigos me dicen Gia.

—Gianna —pronuncia mi nombre como si lo respirara—. ¿Nombre italiano? 

Asiento con la cabeza.

—Mi papá es de Venecia.

—Bien —sonríe con este nuevo conocimiento—, veo que tienes un enorme talento dibujando. Lamento haber convertido en cíclope a tu retrato; déjame compensarlo haciendo de ti la chica de la portada de mis libros.

Sus palabras tardan un segundo en hacer eco en mi cerebro.

—¿Qué...?

¿Dijo portada de libros?

—Sí, ¿te interesaría?

Lucas lleva una mano detrás de su nuca y la pasa sobre su cabello tan negro como el carbón quemado.

De pronto mi garganta se seca y mi rostro vuelve a ponerse de todos los tonos de rojo.

—Lo siento —me apresuro a decir—. Tengo que irme.

Acto seguido empiezo a guardar mis cosas en el diminuto bolso que traje desde casa, y comienzo a ponerme de pie.

—¡No! —dice Lucas un poco demasiado fuerte. Me sobresalto y él nota mi reacción así que baja la voz—. Perdón, no quise ponerme histérico. Yo sé que es raro que un extraño te diga que quiere que seas la chica de su portada, pero de verdad, Irina se parece bastante a ti, físicamente hablando.

—¿Irina? —me pica la curiosidad y una parte de mí no quiere irse porque quiere escucharlo.

—Sí, es el nombre de mi protagonista.

—¿Entonces eres escritor? ¿Qué escribes?

Él me regala una sonrisa con un hoyuelo, y mis piernas se convierten en fideos incapaces de sostenerme en pie. Caigo de nuevo en el asiento.

—Escribo novelas —dice— básicamente ficción o fantasía. Lo sé, es vergonzoso. Pero aunque deteste decirlo, se me da bien inventar nuevos mundos y habitarlos con gente extraña.

—¿Y me quieres a mí? ¿Para tu portada? Pensé que los escritores no se involucraban en el trabajo del diseño.

—Bueno… —sonrió con suficiencia— mis obras han sido como... auto publicadas. Un amigo tiene una imprenta, él invierte en la publicación y yo solo le entrego sus ganancias.

—¿De verdad? Y... ¿eres bueno? Pregunto porque hay mucha gente que dice ser buena pero termina decepcionando gravemente.

—¿Por qué no lo averiguas por ti misma? Te dejaré una copia de uno de mis primeros libros.

Rápidamente se lleva una mano hacia su chaqueta, y saca un puñado de papel arrugado.

Revisa lo que parece ser una factura y luego toma el lápiz que aún conservo en la mano para garabatear un par de números.

—Este es mi número de teléfono, me gustaría verte de nuevo en persona para presentarte a Irina y a Pablo, y a todos los demás personajes locos de "La Complicada Vida de Irina Ruiz".

Sonríe de nuevo, y siento que mis pies se despegan del suelo.

Soy una tonta que se deja impresionar con facilidad, ¿lo peor de todo? Disfruto cada momento.

—La Complicada Vida de Irina Ruiz —repito—, se escucha interesante. ¿De qué trata? No será otra novela de vampiros, ¿verdad?

—No —se ríe e voz alta—, no lo es. Lo prometo. 

Su risa me es familiar. Si él no tuviera un rostro difícil de olvidar, creería que lo conozco desde toda la vida.

—¿Y bien? —pregunto con curiosidad—. No dijiste de qué trata la historia.

—Oh, cierto —suspira—: Irina es un ser sobrenatural destinada a matar todo lo referente al amor. Ella es la encargada de destruir relaciones amorosas sólidas, y está condenada a destruir la suya propia. Es solitaria pero siempre ha deseado enamorarse. Precisamente trabaja junto a alguien que es todo lo opuesto. En estos tiempos modernos sería llamado Cupido.

Ríe en voz alta al ver la expresión de mi rostro.

—¿Cupido? No entiendo —digo tratando de procesar cada palabra que sale de su boca.

—A Cupido en realidad no se le conoce con ese nombre —me explica con paciencia—, es más bien un agente que hace todo lo contrario a Irina: él crea relaciones y procura que se establezcan y sean sinceras. Está condenado a encontrar el alma gemela de cada ser humano en el mundo, menos la suya. No puede rastrearla como haría con las parejas a las que enlaza; no puede saber quién es o si ya la conoce; eso lo ha convertido en amargado, alguien completamente distinto a Irina que cree en el amor.

—Oh, ya entiendo. Ella, quien no puede enamorarse porque destruiría su relación, sí cree en el amor. Y él, quien está obligado a emparejar a todos menos a él, no cree en el amor.

—Ya has comprendido mi idea.

—Vaya, déjame adivinar: ¿Pablo, el protagonista, es el amargado?

Él asiente con la cabeza.

—Guau. Si de relaciones complicadas hablamos, esa se lleva el premio. Estoy ansiosa por leerlo. Espero que ambos terminen enamorándose.

—Oh, lo hacen.

El único hoyuelo vuelve a aparecer en su rostro. Saca un cigarrillo de su bolsillo trasero, y me ofrece uno de los muchos que abundan en la caja, yo niego con la cabeza.

—¿Te molesta que fume? —me pregunta pacientemente.

Niego con la cabeza.

El olor del cigarro siempre ha tenido un factor de calmante para mí. No fumo pero me recuerda viejos tiempos, me recuerda extrañamente a casa.

—Entonces se enamoran —digo rememorando la historia que me acaba de contar—. Suena romántico. Ya quiero leer cómo logran superar ese enorme problema.

—Mmm, no logran superar nada. No importa lo que hagan, de igual forma no pueden estar juntos —dice Lucas con amargura—. Están condenados desde el principio. Él a no encontrarla, y ella a destruir lo que sea que tienen. O si por casualidades de la vida intentan estar juntos, estarán obligados a separarse. Su historia no tiene un final feliz y está destinada a repetirse una y otra vez con el paso de los años.

Una increíble melancolía me abruma por completo. Como si Irina y Pablo existieran realmente y sintiera lástima por ellos.

—Eso es triste —murmuro finalmente—. Soy una persona de finales felices. 

—Se pone peor —dice dando una calada a su cigarrillo, expulsando el humo en dirección contraria a mi rostro—. Irina lo deja. Se va. Y él no es capaz de encontrarla nuevamente porque es a la única persona en el mundo entero sobre la que no puede tener información. ¿Aunque quieres saber algo?

Me inclino más cerca de su cuerpo, esperando con anticipación para oír el resto. Mi corazón late cada vez más rápido de lo normal, y estar tan cerca de Lucas me deja casi sin respirar.

—Él ha logrado encontrarla un par de veces —admite—. Ella usa diferentes cuerpos y diferentes vidas para esconderse, pero hay ocasiones en las que comete deslices y él aprovecha para verla y saber si está bien, si lo ha superado, o si tiene una oportunidad más de estar con ella.

Mis ojos se sienten pesados por las lágrimas que parecen acumularse en ellos. Ni siquiera sé por qué estoy actuando de esta forma. Jamás he llorado con nada, ni con películas, mucho menos con historias que sé que son producto de la imaginación.

Ahora, por alguna razón, me siento desolada.

—¿E Irina es tan tonta como para no notarlo, aun cuando está frente a sus narices?

—No es tonta —la defiende—, ella simplemente se engaña a sí misma. Y al igual que ella, Pablo también se esconde con otros rostros. Le es difícil reconocerlo a primera vista.

—Eso es triste —comento después de unos segundos cuando toda la información se adentra en mi cabeza.

—Es realista —se encoge de hombros—, y tengo la convicción de que todo lo real se compone de tristeza.

Dudo unos instantes antes de decirlo, pero ciertamente todo sobre él llama mi atención. Tal vez cometa un error de depositar mi confianza en un extraño, pero digo:

—De acuerdo. Me sentiría complacida de leer tu libro... y de que me fotografíes.

—¿En serio? —sus ojos se iluminan notablemente, sacando el cigarrillo de su boca—. Te va a encantar. Irina tiene el cabello rubio cenizo como el tuyo, además es buena dibujando también.

Esta vez no logro oprimir el impulso de sonrojarme.

—Ella suena maravillosa.

—Lo es.

Bota el cigarrillo y lo aplasta con la punta de su zapato.

—Entonces —continua diciendo mientras se pone de pie—, ¿qué tal si nos vemos mañana a esta hora?

—Claro —respondo con entusiasmo—, pero ¿qué debo ponerme?

Miro hacia abajo, a mi ropa informal.

—Oh, lo que sea que uses estará perfecto.

Me recorre con la mirada, y de nuevo, el fuego que me atrajo de él desde un principio, se hace presente.

Sonríe con ternura cuando sus ojos azul hielo conectan con los míos.

—Te veré mañana entonces.

Comienza a caminar, cargando su cámara en un hombro y rebuscando por más cigarrillos en su bolsillo.

Luego se pasa la mano por el cabello, y no puedo reprimir el impulso que nace en mi boca para llamarlo de regreso.

Debería dejarlo marcharse, pero mi mente comienza a formar las palabras, mi lengua se desenrolla para pronunciar su nombre y comprobar si lo que nada en mi subconsciente es real.

—Pablo —grito antes de que se pierda de vista.

Él se detiene y gira de lado para verme, confirmando mis sospechas.

—¿Sí? —responde con ese bello y único hoyuelo formándose en su rostro.

Trago saliva, reuniendo valor para lo que voy a decir.

—Por favor deja de buscarme.

Él se acerca hacia mí con cautela.

Mis ojos están fijos en el suelo, con la tristeza consumiéndome lentamente. Mi mente está trabajando a toda su capacidad.

—¿Cómo dijiste? —pregunta. Ahora está lo suficientemente cerca como para ver mi propio reflejo en sus ojos de hielo.

Lamo mis labios y la razón de todo entra en mi sistema.

—Dije que dejaras de buscarme —repito—. Sabes cómo van a terminar las cosas.

Esta vez él parpadea, viéndose ofendido por un momento. Aprieta sus puños y se esfuerza por mantener mi mirada.

—No puedo —dice finalmente, mirándome con melancolía—. Irina, no intestes alejarme. Ya no más, te lo ruego.

Él suspira audiblemente cuando nota que no digo nada.

—¿Cómo supiste que era yo? —pregunta después de unos segundos.

—Porque en tus ojos siempre hay hielo. Hielo y fuego —muy tardíamente añado—: además, recuerdo que una vez dijiste que hubieras sido perfecto si te llamaras Lucas. Siempre usas ese nombre.

Mira al suelo por unos momentos, presionando la cinta de su cámara.

—Te juro que si te alejas, Irina, no me importa dónde vayas o en qué rostro te escondas… voy a encontrarte.

—No pienso alejarme —digo con convicción—. Te dije que estaría aquí mañana, y voy a cumplir con mi palabra.

Él suelta el aire que ha estado conteniendo en sus pulmones, y me regala una pequeña sonrisa.

—Me he pasado mil vidas buscándote, y tú has pasado las mil escondiéndote. Perdona si no creo en tu palabra ahora que me reconoces.

—Sabes perfectamente que estamos destinados a una catástrofe. Lo arruinaré todo.

—Y yo estaré ahí para juntar las piezas, una por una —responde con paciencia—, solo ya no huyas de mí.

Pasan unos largos minutos de silencio, hasta que levanto el rostro con seguridad, y extiendo mi mano para tomar la suya.

—Prometo ya no huir —susurro para que nadie nos oiga, como si de esa manera pudiéramos engañar eso que nos hace ser lo que somos, para darnos esperanzas aunque sean falsas, y para tratar de engañarme aunque ambos sabemos que esto va a terminar mal.

Él se acerca cuidadosamente y planta un beso en mi frente antes de bajar y depositarlo en mis labios.

—¿Por qué será que no te creo? —sonríe mientras me besa de nuevo, esta vez por más tiempo.

—Me gusta este cuerpo —admito después de que suelta mis labios—, mi familia es simpática, y aunque solo les traiga conflictos, ellos igual me quieren. No pienso esconderme en otra persona, ya no.

—No más juegos, entonces.

Niego con la cabeza, poco segura de mantener esa promesa.

—No más juegos —digo aunque sé que pronto me encontraré huyendo de nuevo. Pero no le digo nada de esto, en su lugar disfruto el poco tiempo que tenemos antes de que destruya lo que nací para destruir desde un comienzo.

Comentarios

  1. Woow, realmente hermosa!, me encantò!, es distinto, muy bueno, como todo lo que escribes,
    Se que es una historia de una sola pàgina, pero me gustaria saber como les fuè, si Irina lo arruinò o no,
    Lia, me saco el sombrero ante ti, simplemente maravillosa, sigue escribiendo, para asì poder seguir disfrutando.

    ResponderEliminar
  2. Omg esto estaaa hermoso...de verdad amo como escribes y eres unica ..! Supongo q adoro tu imaginacion..eejejee ..me encantaria saber q pasa con esos 2 q la tienen dificil.S@ludo.x)

    ResponderEliminar
  3. Fue simplemente hermosa. Sencilla, con caracter, y con la escencia bella de la vida. La améee!

    ResponderEliminar
  4. Es ¡HERMOSA!

    Amo tus historias, todas son maravillosas, y esta me ha dejado sin palabras.

    Simplemente maravillosa.

    ResponderEliminar
  5. Wow es una historia demasiado triste... Me gusto Mucho!!! Tienes Mucho Talento, me gustaría que la continuaras para saber como termina. Felicidades, Saludos

    ResponderEliminar
  6. Esta historia es increíblemente hermosa y tienes un talento pocas veces visto. Yo he comprado libros que prometen mucho y al final me aburren, pero tus historias son algo único y es que no puedes dejar de leer. Deberías publicarlas todas de verdad.

    ResponderEliminar
  7. Eres cruel ha un nivel satelital D: !
    asdasfasd ! Hermoso y terriblemente tristeee !
    Me encantó Lia ;') Hermoso y me quedo tonta porque ya no se que escribir. Ja! :B
    En fin Lia saludos :D !
    PD: Sigue escribiendo, jamás lo dejes *-*

    ResponderEliminar
  8. *llora como desgraciada* BUAAAAA, estoy empezando a pensar que no eres una delicia de persona (mentira, si, pero esto es muy tristeeeeeeeee)
    *se seca una lagrima* No, de enserio, me hiciste llorar.
    Irina & Pablo, son tan safghjkjhgfdsa.
    Me muero, maten me plis!, Es demasiado hermoso y triste!
    <3 <3 <3
    *se va al rincón y levanta una mano para despedirse* Adiós *susurra*

    ResponderEliminar
  9. Fabulosa.. me encanta.. Lia creo que te amo... eres la mejor escritora que e leido... J.K. Rowling y Stephen King estan en segundo y tercer lugar desde hoy.

    Saludos desde México
    Andrea González

    ResponderEliminar
  10. Oh por Dios, Lia, me encantó, realmente escribes muy hermoso, es muy triste :ccc Querría saber como termina, de verdad está muy buena!!!

    ResponderEliminar
  11. Casi me pongo a llorar al final, ohh yo tengo un no se que hacia las historias que terminan en tragedia, me encantan pero también llego a odiar la situación, no se si comprendes Lia >u< te felicito por esta historia, está muy linda, ya que sale de lo ordinario

    ResponderEliminar
  12. Oh dios estoy llorando lia esto esta guau porfavor dime que hay continucion y si no ya creo lo que va a pasar

    A pesar de ser corto esta hermoso
    I love it

    ResponderEliminar
  13. Me encanta esta hermoso y eres muy buena escritora Felicidades!! =)

    ResponderEliminar
  14. Wooooo me quede sin palabras, me encanto XD eres muy buena como escritora definitivamente

    ResponderEliminar
  15. Maldita sea lía, ahora no dejó de llorar .......la trama es la de fallen pero me fascina como la adaptaste a tu manera...... de hecho me gusta más......lástima que sólo sea de una página.......ahora estoy triste porfa lía no demores con Adam sólo ese idiota me puede cambiar el ánimo ...........eres una excelente escritora no se para que te lo digo si te lo dicen siempre
    Mil besos lía ........

    ResponderEliminar
  16. Sin palabras Lia!
    Totalmente fastantisco!
    Eres una genia escribiendo. Se que es una historia de uan sola página pero tengo intriga de lo que paso. Estuve absorta mientras leia.
    Tienea mucho futuro como escritora. Espero poder comprar tus libros en unos años ;)

    ResponderEliminar
  17. Sin palabras.... REALMENTE SIN PALABRAS.
    Y aquí es donde recuerdo que no soy una buena escritora, realmente la historia, la trama, los personajes, es simplemente perfecta. Y el hecho de que sea de "una sola pagina" le da un toque excepcional. Te deja con ganas de más. Pero sabes que no lo habrá. Porque la esencia ya está marcada.
    Me gustaría tanto aprender de ti! Gracias por regalarnos historias que nos atrapen, nos enamoren y nos lleven a otro mundo.
    Y salieron las palabras...

    ResponderEliminar
  18. Me encanto!!! Se que siempre digo que me encanta lo que escribes pero es cierto, me recordo mucho a la saga oscuros de lauren kate, y la ame!! Sigue asi espero que pronto subas algo de PODAW o PFQMG

    ResponderEliminar
  19. He estado leyendo anónimamente por un tiempo. Sé que las opiniones de todos siempre son importantes, por pequeñas que sean, para alguien que escribe. Por experiencia personal, lo sé, porque siempre hay alguien que contribuye con una observación nueva, pero no pensé que necesitara realmente darte mi opinión respecto a lo que escribes hasta ahora.
    No suelo leer historias cortas porque me gusta el drama, me gusta que sean largos, me gusta la sensación de necesitar más y más tiempo para leer algo que me atrape con fuerza, pero este escrito me dejó sin palabras. Tan corto y tan bien narrado, para lo pequeño que es, dice y expresa mucho y ese, querida Lia, es un don. No cualquiera puede hacerlo.
    Gracias por compartir de forma gratuita estas cosas, en serio, gracias.
    Sin más que decir, saludos y por favor, sigue POCAW, lo agradecería mucho.
    Nos leemos luego<3.
    Silvana (:

    ResponderEliminar
  20. Lia me encanta como escribes... Me encanta tus libros pero me gustan mucho mas tus historias cortas..... Me encanta

    ResponderEliminar
  21. Simplemente perfecto.
    No comprendi cuando ella le gritó "Pablo", pero y luego todo encajó. Eres una escritora fantastica! Ya me gustaría a mi tener tu talento:)

    ResponderEliminar
  22. Me encanta! Podrías escribir más de ellos. *_*

    ResponderEliminar
  23. Perfección y Lia deben ser como un sinónimo.

    ResponderEliminar
  24. Lia !! que linda historia, es bastante triste con eso que están condenados al fracaso por lo que son, pero la esperanza es lo ultimo que se pierde, no?
    sobre todo en lo relacionado a temas del corazón, quiero creer que un día se encuentran y son felices!!... no se que me pasa hoy, creo que comí mucho chocolate y por eso quiero a todo el mundo feliz, seguro mañana se me pasa...

    Saludos Lia !
    Dile a Adam y Anna que los extrañamos muchoooo

    ResponderEliminar
  25. Morí lentamente al leer esto. Al final me encontré a mi misma gritando que no, es increíble que solo sea eso, pero bueno creo que eso nos da la capacidad de imaginar lo que queramos con ellos dos, a pesar de todo el si creía en el amor y creía en su amor. Yo soy muy fan de los amores frustrados y los dramas, aunque no son lindos de vivir pero creo que en ellos se viven los amores mas verdaderos. Tal vez no leas esto, pero gracias por darme este vació en el estomago que tanto amo (aunque suene raro ese pequeño dolor me gusta). Buenas Noches y no dejes de creas historias hermosas como estas.

    ResponderEliminar
  26. Lo ame demasiado, Jesús llore y me encanto esta historia :3 <3 LIA ERES INCREIBLE

    ResponderEliminar
  27. Gracias Lina...por tus historias. Todas son encantadoras!

    ResponderEliminar
  28. Woooooow sin palabras muuuy hermosa continuala si puedes please :3 me encanta como escribes

    ResponderEliminar
  29. Que paso con key y rita????

    ResponderEliminar
  30. WOW! Estoy llorando. Te cuento, hace menos de un año, leer para mi era lo peor, no me gustaba para nada, aunque siempre lo hacía, claro, por obtener buenas calificaciones. No fue hasta que entre a la universidad y tuve mi primera clase de Literatura universal. Esa primera clase, mi profesora nos dijo que para el fin del curso, a los que no les gustaba leer, terminarían amándolo. ¿Y sabes qué?, tenía razón, bueno, a lo menos conmigo. Ahora no paso ni un día sin que no pueda leer un libro. Me he leído cerca ya de 60 en menos de un año. [y eso para mi es mucho]. Bueno un día navegando por los blogs de reseñas de libros [de los cuales ahora soy fanática] me encontré con una reseña de tu libro. PEDAW. Y lo amé. Lo terminé ese mismo día. Ahora estoy esperando para que sigas subiendo más capítulos de la segunda parte. [QUE ESTA CADA VEZ MÁS BUENA].
    Cuando no podía encontrar más buenas tus historias y la forma que las que las relatas, me encuentro con esto. "La complicada vida de Irina". ¿Por qué nos haces esto?, Dios, es perfecto. Te admiro, en serio lo hago, eres tan talentosa, y muchas personas debieran conocerte y leerte.
    Me encantaría poder ser capaz de escribir como tu lo haces, y tener esa imaginación. Pero como tardé 18 años en poder entender lo hermoso de quedar atrapado en un libro, quizás me tome otros 18 años poder escribir algo que valga la pena poder compartir. Mientras tanto seguiré leyéndote.
    Saludos desde Chile.
    Yohana.
    PD: Gracias por seguirme en twitter.

    ResponderEliminar
  31. ay que hermoso y me encanto! gracias por compartirlo con nosotras :)

    ResponderEliminar
  32. fhgjdfhgjfdh ah me puse a llorar jfhjsdh :,cccccccccccccccccc es demasiado hermossoooo y horrible mori x.x
    atte:suriel e.e

    ResponderEliminar
  33. Wow no me candare de decitte que etes una gran escritura yo esctibo pero no son nada mis escrituras hahhaha Dios me gustaria saber que pasa con Irina y Pablo de verdad me gustaria saber hahahha pero se que es de uno solo asi que me quedare con las ganad de saber mas hahhaha Dios hasta la piel chinita se me pudo osea no lo puedo creer Lia encerio real que eres una gran escritora sugue asi ya quiero comprar un libro tu yo bueno si llegas a publicar alguno hahaha eres grande :3

    ResponderEliminar
  34. WOW fue una gran historia no piensas seguirla esta muy interesante la trama aunque es muy triste que piense que en la realidad hay finales triste tal ven no todos son perfectos pero pueden tener felicidad al final e iniciar de nuevo por otro final feliz.
    me conmovió mucho tu historia escribes increíble me declaro fan tuya

    ResponderEliminar
  35. ¿Sabes, Lia?
    Desde un inicio supe que Lucas hablaba de ellos dos... Sin embargo, la forma en que lo revelas es WOOOOW!!!! Aún teniendo mis sospechas me pegó en el corazón cuando ella lo llama. Es PERFECTO Lia, gracias por tu historia *-*

    ResponderEliminar
  36. woooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooow!, amo la capacidad de escritura que tenes. Te admiro mucho Lia!!

    No dejes de escribir!!!

    Saludos Dani.

    ResponderEliminar
  37. Lía, juro que la manera en que escribes es hipnotizante, esta historia corta hizo que llorara(que puedo decir soy una sentimental) pero por dios que te mereces por escribir estas historias una caja GIGANTE de chocolates de todas las texturas, sabores y colores que existan en el mundo.
    -La nueva adicta a tus escritos, Emma.
    P.d Espero haber alimentado tu ego ;) te mereces todos los halagos que te escriben (y también una caja gigante de chocolates).

    ResponderEliminar
  38. Wow Lía. Haz unos diez tomos de esta historia por favor. Escribes tan bien que enganchas al segundo de iniciada la lectura. Sigue así chica! Saludos

    ResponderEliminar
  39. Gracias a todos por comentar :) Se les aprecio exagerado!

    ResponderEliminar
  40. Que cosa!!! Me tienes con los ojos llorosos. :') digamos que me dio por leer tu segundo libro de adam walker (el primero no lo puede terminar) y cuando vi que tenias un blog dije "no pierdo nada" asi que de un momento a otro termino leyendo esta preciosura de historia :') fue hermosa. La verdad tienes un monton de talento y espero que te vaya genial en la vida :)
    ♧☆¤

    ResponderEliminar
  41. :'( enserio esta hermosisisma soy muy romántica y no me gusto, ME ENCANTO es tan hermosa como se encuentran y se recuerda y todo eso así muy lindo me encantaría verla mas larga

    ResponderEliminar
  42. Lia la historia es simplemente hermosa, en verdad quede maravillada, sigue así eres de esas personas que tienen ese gran don de escribir historias tan PERFCTAS, G R A C I A S Lia por compartirnos esto

    ResponderEliminar
  43. Wow me dejo sin palabras, sencillamente fue hermosoo. Lia que gran talento tienes, es realmente admirable, gracias por hacerme soñar con tus letras *.*

    ResponderEliminar
  44. hola soy nueva por aquí, apenas termine de leer pedaw y puesto visite este link y aquí estoy obsesionándome con todo lo que escribes, simplemente perfecto <3

    ResponderEliminar
  45. Esta hermosa esta historia, llore un poquito soy muy sentimental. ojala escribieras que pasa con ellos o como empezó todo aunque se que es una historia de 1 sola pagina

    ResponderEliminar
  46. Es extremadamente increíble , la forma en la que escribes lia , y deberias saber que ya lei casi todos los libros ( estoy muy anciosa por la segunda parte de Prohibido obsesionarse de adam walker ) ,pero estoy obsesionada ni bien prendo mi computadora cuadno mi hijo se duerme tu blog es el primero en abrir , ahhhhhhhhhhhhhhh ♥.♥ listo me desahogue

    ResponderEliminar
  47. Hermoso.
    Tienes un don para la escritura (las palabras), no lo dejes por nada del mundo.

    ResponderEliminar
  48. curioso que no leí esto antes, es increíble como cada palabra puede llegar a producir tantas emociones. Estaba en al parte donde Lucas le cuenta de que se trata el libro y entre mi algo me dijo que esa historia era de ello y resulto ser así! dioooss no soy de la que lloran pero esto de verdad me llego, eres una gran escritora saludos :D

    ResponderEliminar
  49. Que buena historia gracias lia
    I LOVE LIA

    ResponderEliminar
  50. Estoy enamorada de tus Historias♡
    Tienes una mente tan Genialosa..
    Oficialmente soy tu Fan..☆

    ResponderEliminar
  51. OFICIALMENTE me declaro FAN....
    Me encantan tus historias he llorado con las partes tristes y melancólicas pero también me has hecho reír a carcajadas con tu sentido del humor.

    Muchas gracias por compartir los mundos que tu mente crea. Me haces caer enamorada una y otra vez a través de tus personajes.

    ResponderEliminar
  52. quizás una historia de una pagina se pueda convertir en un pequeño libro :D es hermoso me gustaría saber como han vivido esos mil años de huidas y búsquedas como termina huyendo ella en esta ocasión y que hace el sigue por favor esta muy lindo :D :3

    ResponderEliminar
  53. Esta buenisimaa! Me ree quede con las ganas de saber lo que pasa... NO SE VALE!
    Sos una de mis escritoras favoritas y AMO, repito, AMO todo loque escribes!

    ResponderEliminar
  54. Que triste y que bonito a la vez...

    ResponderEliminar
  55. Se puede llorar con una historia tan corta? Escribes increíble. Felicidades 😭😭😭☺️☺️☺️

    ResponderEliminar
  56. Hola! Wow.... estoy sin palabras, entre al blog, que por cierto estoy leyendo tus otras dos historias (POAW Y PFMG) que me encantan; pero vi el titulo de esta historia y me llamo la atencion. Apenas la comence me atrapo. No podia dejar de leer, y cuando ella lo llamo por su nombre "Pablo", solo te digo que comence a llorar como una tonta al darme cuenta lo que estaba pasando. Es increible como en una historia tan corta lograste meterme en ese mundo y emocionarme hasta las lagrimas. Realmente fue una historia hermosa y atrapante. No puedo creer que en tan pocas palabras, hayas logrado entrar a mi corazón y emocionarme de esa manera. Se lo que ya te lo dicen siempre en los mensajes, pero necesito decirte que sos una escritora impresionante, la forma en que te expresas y las tramas que creas, son un disfrute para el alma. Gracias!

    ResponderEliminar
  57. Wwwwaaaaaa :O GENIAL... sin palabras no esperaba ese final..... B.R.A.V.O ; definitivamente esto es lo tuyo, te felicito inmensamente Lia, eres la mejor... lo repito jajjajaajaj Eres la mejorn me encantan tus historia.
    Pdta: se que la historia es de hace mucho, pero seria super interesante leerte con un tipo de esta historia o con ESTA hitoria completa.
    Esta super interesante la trama, tu mente vale oro... Bendiciones enormes has recibido.. que chevere
    Saludos desde Colombia :D

    ResponderEliminar
  58. Por favor haz la historia libro ; ^ ; TE LO SUPLICO LIA, POR EL AMOR DE DIOS HAZLO ; ^ ;

    ResponderEliminar
  59. Por favor haz la historia libro ; ^ ; TE LO SUPLICO LIA, POR EL AMOR DE DIOS HAZLO ; ^ ;

    ResponderEliminar
  60. Wuuua sorprendente hermoso tienes una magia para escribir q enamora totalmente los personajes y las historias como piezas d rompecabezas uniendose

    ResponderEliminar
  61. me has hecho llorar..esto no es de dios :c ...AME LA HISTORIA. ME ENCANTO. HERMOSA :,3

    ResponderEliminar
  62. totalmente diferente ,me encanto y es triste, pero genial

    ResponderEliminar
  63. La ame! Me encanta esta historia. Estaría encantada de leer el final :3

    ResponderEliminar
  64. Me encanta tu forma de escribir siempre con la misma esencia pero aun asi tan diferentes definitivamente me volvi adicta a leerte y por favor transforma esta historia de una pagina en un libro estare fascinada de poder leerla.

    ResponderEliminar
  65. Me encanta tu forma de escribir siempre con la misma esencia pero aun asi tan diferentes definitivamente me volvi adicta a leerte y por favor transforma esta historia de una pagina en un libro estare fascinada de poder leerla.

    ResponderEliminar
  66. ¡Me encantó! Me hiciste llorar T-T
    Amo todo lo que escribes, es más Te Amo a ti. Aasdgshdfg *u*

    ResponderEliminar
  67. muy bonito me encanto *-*
    eres muy buena escritora :3

    ResponderEliminar
  68. wow , simplemente woow escribes super y me encanta , quisiera saber si lograror estar juntos

    ResponderEliminar
  69. wow..... me dejo sin palabras me encanto!!!
    Te amo me encanta como escribes

    ResponderEliminar
  70. Lo leí hacen algun tiempo y hoy q lo volvía a releer me va vuelto a dejar un vacío y tristesa q me hace reflexionar en mi propia vida.
    ya q es duro aceptar q la mayoría de veces o casi siempre, pasa lo mismo en nuestras vidas, se nos hace tan difícil encontrar o mantener el amor de nuestra vida.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por sus valiosos comentarios :)

Entradas populares